Seguridad

El robo de personas es uno de los más serios y potencialmente uno de los crimenes cometidos mas peligrosos en los Estados
Unidos hoy día. Un ladrón comete un robo porque el o ella cree que la ganancia es más que el riesgo. Disminuyendo el valor posible e incrementando el riesgo de ser capturado pueden ser maneras en que personas puededn reducir la posibilidad de ser victimas del crimen.

La mejor seguridad para nuestros barrios en Quito.

Las cámaras de seguridad y vigilancia en el hogar
Hoy en día, disponer de un sistema de videovigilancia o de cámaras de seguridad es una solución óptima para mantener alejados a los ladrones y proteger el hogar y sus habitantes. El constante progreso de la tecnología ha llevado al sector de la seguridad, especialmente en los últimos años, a ofrecer al mercado productos cada vez más eficientes, para todas las necesidades y a precios muy competitivos.
Podemos satisfacer nuestra seguridad desde una simple cámara de vigilancia que la podemos comprar a un precio económico a sistemas realmente complejos y que destacan por su eficacia y domótica.
¿Cuál es la mejor manera de usar un brazo de personal con una sirena conectada?
Las sirenas electrónicas son equipos de alerta o alarma en caso de emergencia. Sirven para proteger a las personas e instalaciones de un desastre inminente. Sus principales funciones son la divulgación y notificación.
Estos sistemas pueden alertar que algo insólito está ocurriendo y notifican que hacer para protegerse. Estos equipos son el complemento perfecto de un sistema de monitoreo.

Las sirenas electrónicas y su uso en el alertamiento y advertencia masiva
El alertamiento tiene por objeto informar oportunamente a los responsables de coordinar acciones de respuesta sobre una emergencia venidera. Asegurando que se tomen las medidas necesarias según el nivel de riesgo que puede ser: prealerta, alerta o alarma.

Una vez se cumple con el alertamiento y se identifica el nivel de riesgo se debe realizar la advertencia masiva. Utilizando diferentes métodos o sistemas de comunicación se informa y alerta a los posibles afectados sobre la situación y las acciones a seguir.

Consejos generales de seguridad

  • No se debe llevar nunca en el mismo sitio todo cuanto es valioso. Es decir, el dinero, las llaves, las tarjetas y la documentación personal no deben estar juntas, sino que se debe distribuir en diferentes espacios (bolsillos, bolso, cartera...). En la medida de lo posible, al salir de casa hay que llevar encima solo lo imprescindible.

  • No hay que perder de vista nunca el bolso ni los objetos personales. En cafeterías, mientras se prueban unos zapatos o se adquiere un aperitivo en la calle... conviene no separarse en ningún momento del bolso, la cartera, el abrigo o el móvil.

  • Los objetos de mucho valor nunca deben estar a la vista. Un ordenador portátil, una buena cámara de fotos, el móvil de última generación... son una tentación muy grande, por lo que hay que llevarlos bien guardados. Por supuesto, conviene evitar salir a la calle de compras con joyas o relojes de gran valor.

  • No se tienen que utilizar bolsos que no tengan cierre. Si las mochilas, bolsas o bolsos que se portan no tienen cremallera, conviene llevar el dinero o las tarjetas en los bolsillos (mejor interiores y con cierre). Además, cuando hay mucha gente, se debe colocar cruzado en bandolera o por delante del cuerpo.

  • Siempre hay que llevar la cartera cerrada y, al abrirla, no se debe hacer delante de mucha gente o fuera de las tiendas.

  • Hay que tener cuidado y desconfiar de empujones y acercamientos sospechosos. Sin convertirse en una persona aprensiva, hay que estar muy pendiente de cualquier persona que se acerque de forma poco natural y tener bien sujeto el bolso o la cartera con las manos en los momentos y situaciones en que haya aglomeraciones.

  • Conviene utilizar los cajeros automáticos en el horario de apertura de oficinas, cuando hay trabajadores en el interior. Fuera de las horas de oficina, hay que escoger los cajeros interiores y bloquear la puerta mientras se esté dentro. Nunca hay que sacar dinero en presencia de desconocidos y es mejor ir acompañado. Hay que usar los sistemas de asistencia del cajero (interfonos o teléfonos interiores) para pedir ayuda si alguna persona que esté fuera del cajero suscita recelos.

  • Hay que tener especial cuidado con los espectáculos en la calle, más si congregan multitudes. Muchas veces estas actuaciones no son espontáneas, sino organizadas por grupos de carteristas que logran de este modo robar a los espectadores.

  • Conviene rechazar el ofrecimiento de objetos fuera de los establecimientos comerciales. En Navidad se ofrecen muchas flores, pequeños obsequios, folletos... Aunque no siempre son prácticas legales, sino estrategias de engaño para atraer a una persona y robarle mientras está distraída.

  • Hay que caminar siempre que sea posible por calles iluminadas. Se tienen que evitar las callejuelas y los lugares oscuros, más aún si ya ha anochecido. Si se transita por un barrio desconocido o cuyo índice de criminalidad no es bajo, conviene coger un taxi.

 

 

Denunciar siempre y cuanto antes

Cuando se es víctima de un robo, es imprescindible acudir a las dependencias policiales más cercanas para denunciarlo. En general, este trámite no sirve ni para recuperar el móvil, el bolso o la cartera -ni el dinero en efectivo que hubiera-, pero el justificante de denuncia permite demostrar que se ha sido víctima de un robo.

 

Además, la denuncia será necesaria más adelante para poder realizar los sucesivos trámites (renovar documentación, defender la irresponsabilidad ante los posibles gastos fraudulentos con las tarjetas, etc.).

MI BARRIO - SEGURIDAD
Copyright © 2022 Chévere Media Production